Parece que esta vez si parece que el tranvía saldrá de cocheras. Tras más de 120 millones de inversión y ocho años a la espera de que se tomara la decisión de ponerlo en marcha, Junta y Ayuntamiento de Jaén han llegado a un acuerdo para, de una vez por todas, poner en servicio esta infraestructura que apenas funcionó, en pruebas, un par de semanas.

La delegada provincial de la Junta, Maribel Lozano señaló, rotunda, que "el tranvía estará funcionando a finales de 2020". Además anunció una partida de 787.943 euros en los próximos presupuestos para el tranvía y que Fomento hará un Plan de Movilidad para conocer las necesidades de los jiennenses y trabajar para que "sea rentable social y económicamente"

Lozano, junto al delegado provincial de Fomento, Jesús Estrella, resaltó que "a diferencia de lo que no hizo el anterior gobierno, la Junta de Andalucía se compromete a pagar el el 75 por ciento de los costes de explotación, de la inversión para la puesta en marcha del sistema y de los pagos pendientes por las unidades móviles, mientras que el 25 por ciento restante lo sufragará el Consistorio jienense. Esta firme voluntad del Gobierno de Andalucía y de la Consejería de Fomento, Infraestructuras y Ordenación del Territorio, ha sido determinante para poder desbloquear esta situación”.


Este acuerdo conlleva el 75% de los costes, que implica lo que queda por pagar de los vagones desde la firma del convenio, los costes de las reparación de infraestructuras y vagones, que llevan 8 años en desuso, y el déficit que conlleve la propia explotación. Asimismo, Maribel Lozano anunció: “La Junta de Andalucía realiza un gran esfuerzo, pero nos resistimos a pensar que el tranvía tendrá siempre pérdidas.

Tenemos que trabajar con el Ayuntamiento para encontrar la rentabilidad económica y social, por lo que nos ofrecemos para realizar y pagar un estudio de movilidad que nos diga cuáles son las necesidades que tienen los jiennenses. La Consejería de Fomento, partiendo del Plan de Transporte Metropolitano, iniciará un estudio de movilidad y demanda de pasajeros del tranvía con vistas a su puesta en servicio.

Valorará el impacto sobre la demanda, la reordenación de la red de autobuses y, también, la ubicación de la estación intermodal”. Además, continuó: “Insisto en que la rentabilidad social y económica también dependerá mucho de dónde se ubiquen algunas infraestructuras de la capital, como el caso de la estación intermodal. Desde la Junta queremos que el tranvía sea rentable socialmente y económicamente”.

Precisamente, la delegada del Gobierno indicó que resulta necesario actualizar la deuda del Ayuntamiento, que está en vía ejecutiva para establecer un calendario de pagos y un procedimiento oportuno para que se hagan frente a los pagos pendientes

El borrador del convenio lo remitirá la Junta de Andalucía al Ayuntamiento una vez que se cuente con el informe de Alstom, que dirá los costes que conlleva la reparación de la infraestructuras y los vagones. “Quiero concluir destacando la capacidad de diálogo, de entendimiento y de solucionar problemas que tiene este Gobierno de Andalucía, que ha sido capaz de desbloquear, en poco más de 9 meses, una situación estancada en Jaén durante más de 8 años, como es la puesta en marcha del sistema tranviario, manifestó Maribel Lozano durante su comparecencia.

  publicidad