Pulsa el play

  • Es actualidad

    Los elogios de la izquierda al presidente que legalizó el trabajo infantil


    Evo Morales, aplaudido por Zapatero, Iglesias y Garzón, aprobó en 2014 un nuevo Código de la niñez que permite trabajar a los niños desde los 10 años.



    El expresidente del Gobierno José Luis Rodríguez Zapatero, elogió el pasado jueves la gestión del presidente de Bolivia, Evo Morales, de quien afirmó que ha cambiado y mejorado su país. 
    En este sentido, dijo que desde que se reunió por primera vez con Morales en 2006 hubo“empatía y agradecimiento” y que en todas sus reuniones siempre le habló de sus proyectos y de la gente.
    Al acto, que tuvo lugar en la sede del sindicato CCOO, acudieron también al secretario general de Podemos, Pablo Iglesias, y el líder de IU, Alberto Garzón. El primero le definió como “el mejor presidente de la historia de Bolivia” y Garzón incidió en que “la lucha de Morales es la de los trabajadores del mundo” y agregó que los avances sociales en el país andino “han permitido superar la tradicional oligarquía y represión”.
    Bolivia aprobó en 2014 un nuevo Código de la niñez que permite trabajar a los niños desde los 10 años, y no a partir de los 14, si tienen permiso de los padres o son autónomos. El país se convirtió en el único del mundo con una autorización así.
    La medida fue producto de la presión del sindicato de trabajadores infantiles, un hecho que causó preocupación entre los organismos internacionales, como la Organización Internacional del Trabajo (OIT).  La entidad denuncia que el trabajo infantil sigue existiendo “a escala masiva y en ocasiones tiene lugar en condiciones deplorables”.
    Cabe señalar que 168 millones de niños son víctimas de esta práctica en el mundo, pese a que el derecho internacional prohíbe “las peores formas peores de trabajo infantil -esclavitud, trata de personas, servidumbre por deudas y otras formas de trabajo forzoso y reclutamiento de niños para utilizarlos en conflictos armados, prostitución y pornografía-“.
    Además, restringe los trabajos realizados por un niño que no alcanza la edad mínima especificada -según determine la legislación nacional, de acuerdo con normas internacionalmente aceptadas-, y que impida probablemente su educación y pleno desarrollo y los trabajos que pongan en peligro su bienestar físico, mental y moral, ya sea por su propia naturaleza o por las condiciones en que se realiza.

    Movilizaciones contra Evo

    Miles de bolivianos han exigido al presidente Evo Morales que se atenga a las reglas de la democracia, en multitudinarias protestas en las que advirtieron de que mantendrán su lucha para que respete un referéndum que le negó la reelección.
    Marchas y concentraciones cerraron la jornada de movilizaciones convocada por organizaciones cívicas en todo el país para demandar a Morales que cumpla la decisión popular que justo hace dos años rechazó que vuelva a presentarse a un cuarto mandato consecutivo. “Bolivia dijo no”, proclamó la muchedumbre que participó en la protesta en La Paz, donde se corearon consignas como “Evo de nuevo, huevo, carajo”, entre un mar de banderas bolivianas.
    Ante “el intento obsesivo de perpetuarse en el poder”, los manifestantes exigieron “respeto a la Constitución”, que limita a dos los mandatos seguidos, subrayó el exdefensor del Pueblo Waldo Albarracín al dirigirse al gentío. Albarracín recalcó que los participantes en las protestas en las principales ciudades del país no obedecen a partidos políticos, sino a “la voz genuina del pueblo boliviano”.
    Aunque en las movilizaciones participaron políticos de oposición, como el alcalde de La Paz, Luis Revilla, estaban promovidas por organizaciones ciudadanas al margen de los partidos.

    Post Top Ad

    Post Bottom Ad

    ad728